CÓMO ILUMINAR ADECUADAMENTE LA PISCINA

Iluminar adecuadamente una piscina no siempre es fácil.  Os proporcionamos aquí una guía sencilla que te ayudará a calcular la cantidad de focos necesarios para cada tipo piscina y a saber cuál es la colocación más adecuada de los focos en cada caso. 

(Todos los ejemplos en ésta guía corresponden al
cálculo con focos Quantum WN950 de Spa Electrics)

Recomendamos siempre que, a ser posible,  los focos no estén
orientados hacia la casa o terraza más usada.

Un foco de LED alcanza 10 metros de distancia y una anchura de 5 metros.
Ésta norma general se verá afectada por la posición del color del foco y del revestimiento interior de la piscina. También le afectan las escaleras, salientes o cualquier obstáculo que interfiera en la línea de
proyección del foco.
Aún siendo cierto que un foco de LED ilumina un área grande, no es recomendable utilizar un sólo foco para la misma. No se debería instalar un  único foco para iluminar un área mayor de 6 metros de largo y 4 metros de ancho. Esto se debe a la pérdida de luz que se produce en función de la  distancia, de modo que aunque la luz llegue de manera efectiva a esa distancia, la apariencia visual de la piscina no es uniforme. La luz, que es muy brillante junto al foco, se va deteriorando con la distancia.

Absorción del color
El color interior de una piscina afectará de manera significativa la iluminación nocturna de la misma y dependerá de la cantidad de focos y el color de los mismos. Esto se debe a la absorción del color.

Una ecuación simple sería que en una piscina de revestimiento oscuro hace falta 1,5 focos por cada 1 foco necesario en una piscina equivalente de
revestimiento claro.

PRINCIPIOS BÁSICOS:
Formas Geométricas
Para formas geométricas básicas, recomendamos las siguientes distribuciones siempre que sea posible y que no hayan obstáculos que impidan la distribución de la luz .Si el revestimiento de la piscina es oscuro, pueden hacer falta más focos. Se ha dado por supuesto también que la vivienda está situada adyacente al lado inferior de cada piscina.

Iluminación de peldaños / salientes / bancos y repisas
La mayoría de las piscinas hoy en día tienen una variedad de escaleras, salientes o bancos diseñados para aumentar la seguridad y funcionalidad de las mismas. Para aportar más seguridad es importante tener en
cuenta que estos elementos deben de estar debidamente iluminados por la noche sin que le afecte a la distribución uniforme de la luz en el resto de la piscina. Como norma general para iluminar estos elementos,se deben de instalar los focos a una profundidad de 300 mm de la parte superior de la piscina ya que los peldaños y bancos suelen estar a una profundidad de 400 mm. Instalar focos por encima de los peldaños aseguran una iluminación adecuada de los mismos.


Iluminación de piscinas irregulares
Aunque las piscinas puedan variar mucho, los principios básicos son los mismos. La iluminación desde dos extremos opuestos proporcionan siempre el mejor resultado en piscinas por debajo de 12 metros de
longitud. Para piscinas con forma de riñón como el ejemplo a continuación se debe de tomar en consideración que el ángulo de la pared no debe de exceder los 10-20 grados en el diámetro del foco ya que podría causar una inclinación excesiva al empotrarlo la pared. A focos más pequeños  les afectarán menos.


En piscinas con diseño en forma de “L” en en extensiones de la piscina principal, se recomienda tratar laextensión como una piscina separada con sus propias necesidades de iluminación. En el caso inferior,
mientras 4 focos hubiesen sido su%cientes para la longitud de ésta piscina, el añadido de la forma “L” no permite la distribución equitativa de los focos a lo largo de la pared.
Al añadir un quinto foco, la zona de escaleras se iluminará de manera adecuada. El foco instalado en el lateral estrecho orientado hacia la parte larga de la piscina, conseguirá iluminar la zona más próxima al mismo y
proyectar la luz a lo largo de toda la piscina obteniendo una luz más uniforme.
Iluminación piscinas públicas
Cuando se diseña la iluminación para piscinas públicas hay que tomar en consideración muchos aspectos.
El deseo de conseguir  una estética lo más atractiva posible, puede que en algún caso se quede atrás en la lista de necesidades para darle prioridad a una iluminación que sea segura para los bañistas o que se ajuste al presupuesto. Por ello habrá que buscar siempre un compromiso entre estos factores para que el diseño le agrade tanto al diseñador de la iluminación como al arquitecto.
En el ejemplo a la derecha, se tomó muy en consideración cumplir con todos estos factores. El resultado final fue una piscina luminosa, segura que encajaba perfectamente con el presupuesto del cliente.
Aún siendo una piscina grande, los principios básicos se mantienen en gran medida a los de la piscina privada.
En las paredes del lado derecho, se instalaron los focos a una distancia de 2,5 metros entre sí mientras que los focos de la escalera y del lado izquierdo se separaron más. No afectaron al resultado deseado ya que la curvatura orienta los focos hacia el centro de la piscina obteniendo un solape adecuado.
Con ello aseguramos la misma intensidad de iluminación aún instalando menos focos.

En resumen,  en todos los diseños de iluminación, tanto para piscinas privadas como para públicas, con sus diferentes necesidades y problemática, si se utilizan los criterios básicos antes mencionados, se conseguirá con facilidad una iluminación segura, brillante y uniforme.

 

Deja un comentario